Tipos de fertilizantes

Los fertilizantes son sustancias, ya sean naturales o químicas, que se utilizan para enriquecer el suelo y favorecer el crecimiento de las plantas de manera más rápida. Los fertilizantes deben tener al menos una solubilidad mínima en agua, y esta es su característica principal.

Existen varios fertilizantes, y varios tipos de fertilizantes. Aquí te comentaremos algunos. Hay que saber elegir cuál se necesita en cada caso, ya que las circunstancias no son las mismas.

Los más importantes y naturales son los fertilizantes orgánicos, que son estiércoles, compost, basuras fermentadas, turba, humus de lombriz y más, cuya acción es lenta ya que se liberan poco a poco. Son ideales para suelos calientes. Anteriormente, los fertilizantes orgánicos eran los más usados, y aún a día de hoy se utilizan mucho debido a que son orgánicos y más naturales.

Los fertilizantes químicos tienen una acción más rápida y son fertilizantes minerales que puedes comprar en tiendas especializadas. Hay varios fertilizantes químicos importantes.

Ácidos húmicos, son los principales componentes de las sustancias húmicas como el humus.

Extractos de algas, cuyo principal fin es la recuperación de la planta en malas condiciones o sequías.

Fertilizantes líquidos, que son los que se mezclan con el agua, ideales para macetas.

Escrito por bea | 30 de abril de 2011 | 0 comentarios
Categorias: General |

Entradas relacionadas

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta