Los lirios de jardín

| |

Los lirios son plantas con flores muy aromáticas cuya fragancia es más intensa a medida que la flor se seca o marchita. Son plantas muy bonitas y que no requieren muchos cuidados.

Los lirios requieren de suelo fértil para mejorar su sistema de drenaje, aunque también pueden crecer en terrenos pobres. Se pueden cultivar en semisombra o a pleno sol ya que son muy resistentes a las temperaturas extremas, entre las que se incluyen las heladas, aunque mejor que tengan buena temperatura.

Florecen en mayo y en junio, además pueden llegar a una altura de un metro dependiendo de la especie. Los lirios no requieren que se rieguen mucho, aunque en época de floración se deben regar a la semana. Si se excede de agua se puede pudrir el rizoma.

Son sensibles a enfermedades y plagas, por lo que requieren tratamientos preventivos y detectar de vez en cuando si tienen alguna. Estos son los cuidados más importantes que van a necesitar, ya que con respecto a los demás cuidados no necesitarán muchos.

Previous

Las anémonas de jardín

Los gladiolos en el jardín

Next

1 comentario en “Los lirios de jardín”

Deja un comentario